¿Deja de ser interesante un vehículo eléctrico por la subida de la electricidad?

Coche eléctrico, Costes
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp

Nada más lejos de la realidad, con las tarifas eléctricas y los precios de los combustibles a día de hoy, el vehículo eléctrico nos costaría en consumos, como mucho,  la mitad que un vehículo de gasolina equivalente.

El análisis planteado a continuación ha necesitado la asunción de una serie de hipótesis, que siempre se pueden cuestionar, pero un cambio en dichas hipótesis no alterarán significativamente el resultado ni el orden de magnitud de las conclusiones.

A continuación desarrollamos cómo hemos llegado a estas conclusiones.

CARGA DOMÉSTICA

MERCADO REGULADO O PVPC O MERCADO LIBRE

Todos los usuarios tienen la posibilidad de contratar tarifas de mercado libre o de mercado regulado.

El mercado libre sería el que podemos contratar a cualquier comercializadora y que responde a la estrategia comercial que cada empresa libremente quiera poner a disposición de sus clientes.

El mercado regulado responde por otro lado a un precio que es consecuencia de las subastas en los mercados mayoristas y que se publica diariamente con total transparencia y que puede ser consultado por cualquiera aquí. Contratar esta tarifa es una opción para el consumidor y una necesidad si eres beneficiario de «Bono social» y quieres obviamente aprovecharlo.

¿Y qué es mejor? Pues como no puede ser de otra manera, depende. En nuestra opinión si no eres beneficiario de bono social a día de hoy creemos que hay alternativas en el mercado libre más favorables que la opción de mercado regulado.

A TENER EN CUENTA EN EL MERCADO REGULADO

      1. Que a día de hoy el precio de la electricidad en el mercado regulado (PVPC)  está alrededor de los 0,24 €/kWh de media en octubre de 2.022, cifra que puede cambiar y de hecho cambia dependiendo de muchos factores
      2. Que a pesar de que el PVPC pueda a menudo estar por encima de tarifas de mercado libre, si eres beneficiario del «Bono social» y tu consumo está dentro de los tramos bonificados (o no está demasiado por encima del mismo), lo normal es que sea la opción más económica, ya que contarás con descuentos que oscilan entre un 40% y un 80% (dependiendo de las circunstancias, estos descuentos son mayores hasta diciembre de 2.023 en virtud del Decreto Ley 18/2.022).
      3. En caso de ser beneficiario de bono social, la cantidad de energía bonificada llega, en el mejor de los casos, a los 396 kWh/mes aproximadamente (caso de familias numerosas).
      4. Teniendo en cuenta que, siguiendo con la hipótesis de 50 kilómetros al día, 1.500 al mes, el impacto en tu consumo sería de unos 240 kWh mensuales (a 16 kWh/100 kms). Por lo que puedes fácilmente exceder el límite bonificado y el exceso sobre dicho límite lo pagues sin descuento.
      5. Que tanto en el mercado regulado (PVPC), como en el mercado libre con cualquiera de sus tarifas, dependiendo de cuándo consumas más (tramo valle, llano o punta), te puede interesar una alternativa u otra.
        Esto puede llegar a ser bastante complejo porque además no todas las tarifas consideran los mismos tramos de discriminación horaria.

    TARIFA MERCADO REGULADO

    Por todo lo anterior es difícil establecer una tarifa pero, tomando como media el coste del mes de octubre de 2022,  en el peor de los casos el coste estará en torno a un 0,24 €/kWh si no cuentas con ningún tipo de descuento, que no es normal entre los usuarios de mercado regulado.

    TARIFAS DE MERCADO LIBRE

    No entraremos en la diferencia entre quien genera, quien distribuye y quien comercializa la energía, pero sí que nos permitimos indicar que todo usuario tiene total libertad de elegir la comercializadora que mejores tarifas le ofrezca, no porque tengas una tienes que seguir con ella. Y hay más de quince comercializadoras distintas.

    Si nos vamos a una media dentro del mercado libre, deberías encontrar tarifas con precios alrededor de los 0,20 € / kWh con impuestos incluidos.

    SIMULACIÓN DE IMPACTO EN LA FACTURA ELÉCTRICA DE LA CARGA DOMÉSTICA

    Con todo lo anterior, tomando una tarifa media de mercado libre, 0,20 € / kWh, un consumo medio de unos 16 kWh, el coste de recorrer 100 kilómetros en vehículo eléctrico sería aproximadamente de unos 3,2 euros en nuestro día a día.

    Como decíamos al inicio del post, la realidad particular de cada usuario puede ser muy distinta, pero para la gran mayoría de usuarios, las modificaciones que podamos hacer de estas hipótesis no alterarán el orden de magnitud del resultado obtenido.

    CARGA PÚBLICA

    TARIFAS

    Como no puede ser de otra manera, encontraremos diferentes tarifas en función de la velocidad de carga, del proveedor del servicio de carga y, como en el caso de la carga pública, este precio puede evolucionar a lo largo del tiempo.

    En el peor de los casos, cargadores ultra-rápidos, tendremos un coste de unos 0,80 €/kWh, normalmente este tipo de cargadores se encuentran en las principales carreteras y autopistas.

    Será fundamentalmente el tipo de servicio de carga que utilizaremos cuando nos vayamos de viaje y tengamos que hacer uso de una carga rápida para en el tiempo que tomamos un descanso en el camino nuestro coche eléctrico vuelva a estar en las condiciones óptimas para retomar la marcha.

    SIMULACIÓN DE COSTE DE NUESTROS VIAJES

    Tenemos que tener en cuenta que en nuestros viajes, el coche eléctrico tendrá un consumo superior al que tendrá el vehículo en nuestro día a día, pudiendo situarse de forma general, en torno a unos 20 kWh / 100 kms, por lo que el coste de recorrer estos 100 kilómetros podría, sería de 20 kWh/100 x 0,8 € / kWh = 16 €.

    COSTE TOTAL POR CONSUMOS CON NUESTRO VEHÍCULO ELÉCTRICO

    Evidentemente necesitaremos tomar de nuevo hipótesis que no tienen por qué ajustarse a todos los perfiles, pero intentaremos ceñirnos a datos que consideramos medios y que pueden representar a un uso estándar. Asumamos en esta estimación de coste total un kilometraje de unos 15.000 kilómetros de los cuales el 80% se puedan hacer en nuestro uso cotidiano (12.000) y el 20% en viajes y cargadores rápidos (3.000).

    Retomando por tanto los costes que, a los 100 kilómetros hemos considerado anterioremente:

    – Coste de la carga doméstica en nuestro día a día: 12.000 kms / 100 kms x 3,2 € = 384 euros
    – Coste de la carga rápida en nuestros viajes: 3.000 kms / 100 kms x 16 € = 480 euros

    Lo que nos lleva a un coste total de 864 euros anuales.

     AHORROS RESPECTO DE UN VEHÍCULO DE GASOLINA

    Si asumimos un vehículo de un tamaño medio con un consumo de unos 5,5 litros a los 100 kilómetros y un coste del litro de gasolina de 1,85 €, el coste de recorrer con el mismo los 15.000 kilómetros considerados como referencia sería de: 15.000 kms / 100 x 6 litros x 1,85 € = 1.665 €

    Luego en el peor de los casos, con el coste más elevado en nuestros viajes, con un coste doméstico sin ninguna carga gratuita ni tarifa nocturna, ni placas solares que pudieran abaratar nuestros costes, y con un consumo de un vehículo de gasolina bastante conservador, el coste eléctrico, solo en consumos el vehículos nos costaría la mitad que un vehículo de combustión.


    CONCLUSIÓN

    La conclusión es contundente como comentamos al inicio del post, los ahorros en consumos por tener un coche eléctrico (electricidad) respecto de sus equivalentes gasolina son muy claros.

    Lo miremos como lo miremos, los ahorros, ya solo considerando los consumos, son muy importantes con las tarifas disponibles actualmente. Y estos ahorros son mucho mayores si incluimos lo que nos ahorraremos en mantenimientos, IVTM, estacionamiento regulado, …

    Por todo ello te invitamos a que si estás pensando en comprar un coche nuevo, y tienes donde poder cargar, descubras en effimove.com si la movilidad eléctrica es una opción real para ti.

    Y no obviemos lo que es sin duda importantísismo,  como comentamos en el post «Emisiones a lo largo de la vida del vehículo» , que con el cambio a la movilidad eléctrica estamos contribuyendo considerablemente a descarbonizar nuestra movilidad.


    Deja un comentario

    Artículos Recientes

    Síguenos